Emprendimientos cubanos cobran en criptomonedas y amplían su base de clientes

Desde hace un tiempo, la adquisición de monedas virtuales en Cuba dejó de ser noticia. Sin embargo, las redes sociales se sacudieron a mediados de octubre cuando el influencer Erich García explicó en su cuenta de Twitter cómo pagar la factura del restaurante Yarini Habana utilizando Lightning Network, la red de micropagos off-chain de Bitcoin.

García, uno de los principales influencer tecnológicos cubano, explicó a sus seguidores cómo pagar la factura de dicho establecimiento en menos de un minuto y solo con escanear un código QR con el teléfono celular. 

El restaurante, ubicado en La Habana Vieja, se convirtió en el primer negocio de la Isla en aceptar el pago en Bitcoin a través de esta plataforma. Mas, no constituye el único negocio privado que lo ha hecho. De acuerdo con el sitio coinmap.org, ya suman 17 emprendimientos, solo en La Habana, listos para operar con Bitcoin y otros criptoactivos, fundamentalmente alojamientos y establecimientos gastronómicos.

A la experiencia se sumó también PaZillo Bar, recientemente reconocido como MYPIME. Sobre la experiencia, su dueño Maykel Paz contó a Negolution que “no se puede estar de espaldas al desarrollo y las cripto son un tipo nuevo de monedas, las entendamos o no”.

Entre los beneficios que reporta para la empresa la utilización de este tipo de moneda, resaltó la ampliación de su base de clientes. “En la actualidad muchas personas utilizan criptomonedas. A fin de cuentas, nosotros proveemos un servicio, no importa si lo cobramos en efectivo o a través de estas modalidades virtuales, creo que debemos darles esta posibilidad a los clientes”, dijo.

Además, añadió, puede contribuir a sortear dificultades económicas a las que se enfrentan los emprendimientos cubanos en la actualidad.

De acuerdo con el sitio Criptonoticias, las economías de los países pequeños de Centro y Norteamérica han encontrado en bitcoin un método para diversificar y fortalecer su economía. Además de abaratar el envío de remesas, posibilita la realización de transacciones entre ciudadanos y comerciantes.

La acogida a esta novedad se debe, entre otros factores, a la autorización que hiciera el Banco Central de Cuba en septiembre de este año, con la entrada en vigor de la Resolución 215/2021. La misma, regula el uso de activos virtuales para transacciones comerciales en el país, así como el otorgamiento de licencias para realizar operaciones financieras, cambiarias y de cobranzas o de pagos, en y desde el territorio nacional cubano.

Asimismo, estipula que los órganos u organismos de la Administración Central del Estado, las organizaciones políticas, de masas y sociales y demás instituciones deben abstenerse de utilizar activos virtuales en sus operaciones, salvo en los casos que la propia autoridad bancaria apruebe.

En tanto, la resolución establece que las personas  naturales “asumen los riesgos y responsabilidades que en el orden civil y penal se derivan por operar con activos virtuales y proveedores de servicios de activos virtuales que funcionan al margen del Sistema Bancario y Financiero, aun cuando no están prohibidas las transacciones con activos virtuales entre dichas personas”.

Leer más Noticias

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*
Website