Habana Espacios Creativos, convergencias culturales para emprender

Plantearse alternativas que tributen al esparcimiento cultural y creativo es ineludible para avanzar en la pirámide del desarrollo cultural. En el escenario cubano actual aún son insuficientes los emprendimientos que aportan un verdadero valor agregado social y cultural, y que, por tanto, pueden adherirse al entramado de las industrias creativas.

¿Qué alternativas se vislumbran, entonces, como respuesta a esta problemática? Si tomamos como referente la Unión Europea, se revelan experiencias capacitadas para nutrir la ideología creativa del pueblo cubano: las fábricas de creación. Este paradigma perteneciente al modelo de las industrias creativas responde a necesidades sociales y culturales de la comunidad aledaña, a la vez que se convierten en anfitriones de exposiciones, galerías, espectáculos, conferencias, debates y talleres. Pero su función va mucho más allá, al situarse como centros de convivencia cultural en los que jóvenes artistas reciben ese “empujón” inicial que los dirige hacia el éxito. El mecanismo que activa esta funcionalidad se define como becas de creación.

La realidad de una fábrica de creación no está tan lejana, no es necesario adentrarse en el continente europeo para visualizar este modelo y optar por una beca de creación. En el Centro Histórico de La Habana Vieja se encuentra emplazada la primera experiencia de este tipo en el país: Habana Espacios Creativos (HEC).

Una realidad no distante

Habana Espacios Creativos se alza con la primicia de las becas de creación, y en estrecho vínculo con esta gestión, el espacio manifiesta como función principal la de acoger a jóvenes creadores y brindarles apoyo material, formativo e institucional para que puedan llevar a cabo sus proyectos.

Sin embargo, el papel de la iniciativa como aceleradora de ideas y promotora de emprendimientos culturales no constituye su único aporte social: la entidad brinda su espacio para la convivencia y realización creativa, a través de la oferta de una programación cultural activa que gestiona su equipo, unido a su red de aliados y la disponibilidad de espacios, insumos y mobiliario del centro. La iniciativa se destaca por amparar actividades culturales de disímiles manifestaciones artísticas. Incluso en la etapa actual de pandemia no ha cesado su dinamismo, convirtiéndose en centro transmisor de la cultura e inspirador de industrias creativas.

Las becas de creación

Jóvenes artistas altamente motivados, con talento e ideas novedosas cuentan con la oportunidad de encontrar su hogar en Habana Espacios Creativos. Pueden acceder a las becas los jóvenes de 18 a 35 años de edad que presenten propuestas originales y que respondan a las líneas de fomento articuladas por el centro: artes escénicas, artes visuales, diseño, música, nuevos medios, fotografía, medios audiovisuales y literatura. Desde finales de 2020, el centro acoge a jóvenes creadores galardonados con las primeras becas de creación.

La iniciativa pone a disposición de los participantes el mobiliario y equipamiento creativo para su realización como artífices de las artes. Les brinda un espacio extenso e iluminado, provisto de un ambiente de trabajo tranquilo y agradable. Los becarios cuentan con acceso a las capacitaciones y asesorías necesarias para su formación profesional y personal; y, sobre todo, cuentan con el apoyo de un equipo de trabajo joven, unido y capacitado, el cual se posiciona como la mayor fortaleza del centro.

Maurice Haedo Sanabria es uno de los jóvenes de la edición inicial en la categoría de nuevos medios con su novedoso proyecto “Plástico Leal”. Sanabria, de 35 años nos cuenta que HEC ha contribuido portentosamente a su superación profesional, ha tributado a su formación, experimentación e intercambio de experiencias de una forma muy enriquecedora. Con respecto a su proyecto comenta que HEC es una plataforma cultural y educativa para que personas como él puedan concretar sus ideas en proyectos reales y exitosos. Esto es posible, según nos cuenta, por las grandes oportunidades que el centro les brinda. Para él, las más significativas son: la oportuna visibilidad que le da a los proyectos y la posibilidad de establecer conexiones con instituciones, organismos y otros actores locales para el intercambio de recursos tanto materiales como del conocimiento. Nos dice que “Plástico Leal”, si bien pudiese ser un futuro emprendimiento privado, en estos momentos se visibiliza como una plataforma educativa y experimental que puede contribuir al fomento de la cultura de reciclaje en muchos emprendimientos privados y proporcionarle, quizás, algunos medios y vías para hacerlo.

¿Acelerar negocios creativos?

Alrededor de las funcionalidades de Habana Espacios Creativos como generador de convergencias culturales se articulan una serie de muestras socialmente beneficiosas que alcanzan a la población emprendedora. De ahí que la fábrica de creación cubana refleje en su actuación, rasgos que permiten relacionarla también con la incubación creativa. Finalizar una beca en el centro, certifica la posibilidad de promover un negocio o proyecto social de gran ingenio. La institución aporta además otras acciones significativas:

  • Las ideas pueden materializarse a través de la disponibilidad de equipamiento e insumos para la acción creativa que adquieren los becarios.
  • Los espacios de capacitaciones no solo se dirigen a los beneficiarios de las becas, sino a todos los actores locales interesados.
  • La programación cultural del centro es activa, inclusiva y responde a las necesidades culturales del territorio.
  • El centro establece relaciones con instituciones afines en la esfera internacional, facilitando el intercambio de experiencias entre la comunidad artística cubana y otras culturas.
  • El centro establece alianzas con emprendimientos privados de perfil creativo, construye relaciones con los mismos, con proyectos comunitarios y les brinda un espacio de participación en talleres de capacitación y otros eventos.

Uno de los emprendimientos creativos que ha estrechado alianzas significativas con Habana Espacios es “Beyond Roots”, el cual ha participado continuamente en actividades que promueve el centro; algunas relacionadas con el proyecto “Rutas y Andares” y otras que han sido, para este negocio, una importante fuente de capacitación y formación creativa.

Sin lugar a dudas, Habana Espacios Creativos, es un centro rector en proveer capacitación, formación, intercambio y complementariedad con otras disciplinas, a los jóvenes emprendedores de la ciudad. Ostenta todos los pertrechos para concretar un negocio exitoso o un proyecto social de gran potencialidad. La institución es un cubo de creación y conocimiento, con un temple creativo que genera indiscutiblemente una sinergia propicia para la creación de grandes proyectos de innovación y emprendimiento. 

Leer más La Columna

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*
Website